NUEVO CASAS GRANDES, CHIH.- Con gran éxito se celebró, el día primero de noviembre, el festival “Muerte mexicana, muerte viva” por parte de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez, el cual en esta novena edición  incluyó tanto una gran fiesta popular en Macroplaza como el Desfile de las Ánimas que recorrió la avenida principal de nuestra ciudad.

En el desfile se pudieron apreciar coloridas representaciones de la muerte, así como de las catrinas y catrines, algunos con los toques tradicionales y otros más con temas modernos específicos; llamaron la atención los contingentes de los alumnos de la carrera de Mercadotecnia que con representativos vestuarios mexicanos portaron grandes calaveras hechas de nieve seca, además de las simpáticas mojigangas del grupo de teatro y el folklor de la Casa Azul de Frida Kahlo, entre otros.

Al concluir el desfile en Macroplaza el ambiente estaba listo para su arranque, así por más de tres horas se desarrolló el programa artístico con los grupos universitarios de danza folklórica, la rondalla Taiyari, teatro, declamación y el trío sierreño Los Taiyarines, bajo una fluida conducción con segmentos a cargo de Desireé Delgado, Humberto Larrea, Anahel Flores y el cierre a cargo de David Rodríguez.

De los grandes atractivos que los espectadores pudieron apreciar destacan el concurso de altares y el de catrinas, mismos que la UACJ ha realizado en la localidad desde el año 2007, en ediciones más recientes se ha incluido también el llamativo concurso de catrinitas y catrines con la participación de algunas escuelas primarias que forman parte del programa Cuidado Ambiental Sustentable, este año el concurso de niños fue ganado por Valentina Serna Del Prado y Aarón Arellanes Domínguez, pequeños alumnos que representaron a la escuela Revolución.

De los siete altares creados por los universitarios, el jurado designó como ganador al altar dedicado a la Dra. Cristina Armendáriz, quién fuera por muchos años docente en esta casa de estudios, éste fue elaborado por alumnos de la materia de educación física a cargo del Lic. Carlos Del Moral, mientras que el segundo lugar fue para las alumnas de la Dra. Sofía Corral por un tradicional altar en memoria a la India María.

La siempre elegante catrina fue representada por once estudiantes, en ellas se evaluaron los aspectos de vestuario, maquillaje, porte y creatividad, como ganadora resultó Carolina Campos Márquez de la Ingeniería en Agronegocios, mientras que el segundo lugar le correspondió a Lizeth Espinoza Flores de la carrera de Nutrición.

Con esta gran experiencia que reunió el talento y la creatividad de los universitarios en torno a una destacada celebración de nuestra cultura, la UACJ se enfila para en la siguiente edición estar festejando una década de “Muerte mexicana, muerte viva”.