“Capulina” fue llamado “El Rey del humorismo blanco” ya que en sus trabajos, jamás utilizó una palabra obscena o situaciones en doble sentido que incomodaran a sus seguidores.

MÉXICO.- El cómico Gaspar Henaine Pérez, mejor conocido como Capulina, nació un día como hoy pero de 1926, en Chignahuapan, Puebla. En su vida se desempeñó como actor, músico, comediante, productor de cine y guionista.

“El rey del humorismo blanco”. 

Pero sin duda el éxito de su carrera llegó junto a Marco Antonio Campos Contreras, mejor conocido como “Viruta”, que juntos dieron grandes alegrías con el dueto que formaron en pantalla.

“Capulina” fue llamado “El Rey del humorismo blanco” ya que en sus trabajos, jamás utilizó una palabra obscena o situaciones en doble sentido que incomodaran a sus seguidores.

Pero no todo fue felicidad, pues detrás de cámaras los celos y envidias entre ambos se dio.

CELOS PROFESIONALES

Tras varios proyectos con mucho éxito, Gaspar Henaine Pérez, se ganó el cariño del público, situación por el que “Viruta” sintiera envidia por el comediante.

María Elena Frías, esposa de “Capulina”, compartió a TV Azteca que la relación entre los cómicos era áspera, pues Antonio se negaba a hacer varias ideas que “Capulina” le proponía.

Antes estas envidias su proyecto televisivo obligando a que su programa fuera cancelado, pues la poca audiencia no los dejaba continuar, quedando un año sin empleo.

Los empresarios teatrales tampoco les hablaban para trabajar, por lo que decidieron comenzar proyectos por separado.

Sin embargo al poco tiempo “Capulina” volvió a despuntar su carrera regresando una temporada en Cómicos y canciones, ganándose el cariño de los televidentes y con ello el éxito y mucho dinero, por lo que “Viruta” no le gustó, pues él no alcanzó el éxito en Carrusel musical y su programa fue retirado de la pantalla chica.

LA SEPARACIÓN DEFINITIVA

Fue durante un evento benéfico en el teatro Lírico, que “Capulina” contradijo a su compadre “Viruta” cuando éste mencionó que no aportarían más que su talento. Henaine se puso de pie y ofreció 10 mil pesos a la causa. Ante tal afrenta, “Viruta” se retiró visiblemente molesto del lugar.

Cuando “Capulina” bajó del escenario fue a buscarlo al camerino y después de una fuerte discusión, lograron solucionar sus diferencias y “Viruta” se ofreció para ser su representante.

Al día siguiente se verían en casa de Marco para dejar la oferta por escrito, pero Henaine no sabía que “Viruta” sólo se burlaría de él.

Y es que Marco Antonio lo hizo esperar dos horas, alegando que aún estaba dormido y atendió a su amigo después de ponerse a desayunar.

Cuando por fin llegó a donde “Capulina” lo esperaba, le dijo:

“¿Tú crees, compadre, que soy tan tonto de firmarte como representante?”.

Esta situación molestó a Gaspar, pues ahí descubrió que a quien creía su amigo en realidad no lo era.

Después de este incidente, los cómicos hicieron un par de películas, pero no se volvieron a dirigir la palabra.

YA NO HUBO RECONCILIACIÓN

Tiempo después de estos pleitos el conductor Raúl Velasco intentó reunirlos para hacerles un homenaje, pero “Viruta” se negó rotundamente.

Su hermano, Raúl Campos, dice que las palabras del cómico fueron:

“Ni aunque me ofrezcan todo el dinero”.

El 19 de febrero de 1996 Marco Antonio Campos murió a la edad de 76 años, a causa de un infarto, y nunca hicieron las paces.

En los medios se rumoró que una de las voluntades de “Viruta” era que le negaran el acceso a “Capulina”, situación que Arturo Campos, sobrino del comediante lo confirmó:

“Mi tío no lo quería volver a ver ni en el preámbulo de su muerte”, indicó.

No dude en compartir este artículo y en dejar un “Me Gusta” en nuestra página de Facebook!