CIUDAD JUÁREZ, CHIH.- Para Huracán Ramírez Jr. es una tarea muy difícil llevar el nombre de su padre como luchador profesional, pero con base al gran compromiso y responsabilidad, ha hecho historia y forjado su propio estilo en 16 años como profesional, revela en entrevista exclusiva para este medio de comunicación.

“Es una gran responsabilidad portar el nombre de Huracán Ramírez puesto que no había caído en manos de verdaderos luchadores como mi papa, ya que es un nombre que debe estar siempre en las luchas principales y es por eso que yo me preparo día a día“, indicó.

Uno de los grandes logros para el hijo de la leyenda, es conocer diferentes culturas, además se define como luchador.

“Me defino como luchador entrón sin miedos, y que me le pongo al brinco a cualquiera“, dice entre risas donde revela cuales han sido sus mayores logros como gladiador, “el conocer mucha gente, países y culturas gracias a la lucha libre”, concluyó.